UN VERANO HOPPER

Este cuadro de Hopper se titula «Sea Watchers», que es a lo que voy a dedicarme unas semanas.

También leeré libros que merecen de esa calma que me espera, libros como «Plañido» de Sofía Guardiola , «Diario» de Jules Renard y toda la obra de Deborah Levy (de la que me he enamorado de manera irremediable y necesito agotarla hasta su última letra).

También nadaré en un lago, me equivocaré de salida en la autopista, probaré algún sabor nuevo (de helado, posiblemente), me lanzaré por toboganes acuáticos y me entrará agua por la nariz, me caeré unas cinco veces de mi patinete (mientras trato de que A. no me adelante con el suyo), me picarán mosquitos en alguna de las dos plantas de los pies (siempre me ocurre), empezaré a escribir un diario y (quizá) una nueva novela, se me morirán un par de plantas y perderé, como cada verano, una de mis nuevas camisetas preferidas en alguno de esos lugares en los que habré sido feliz.

Anuncio publicitario
Posted in -

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s